Playero melódico

Foto por Mdf vía EOL

(Charadrius melodus)

 

Familia: Charadriidae
Orden: Charadriiformes

Descripción

El playero melódico es un ave pequeña de color grisáceo (arenoso) claro. En época de reproducción, el adulto tiene las patas amarillo-anaranjadas, una franja negra en la frente que se extiende de ojo a ojo y una banda negra alrededor del pescuezo. El juvenil tiene las patas grisáceas y carece de manchas negras en el cuerpo. Los playeros son corredores rápidos y tienen el hábito peculiar de correr una corta distancia y detenerse abruptamente. Cuando está quieto, el playero melódico se confunde con el fondo pálido del hábitat arenoso.

Información Biológica

Los playeros melódicos anidan en playas de la costa del Atlántico de América del Norte, debajo de la línea de la marea alta, en planicies arenosas, debajo de las dunas o las áreas entre las dunas que son lavadas por el mar. El playero melódico es un ave migratoria que antes de comenzar su migración de otoño, se concentra en grupos en playas solitarias desde donde emprenden vuelo hacia el sur de los Estados Unidos. Algunos individuos llegan a las Bahamas y las Antillas. La migración hacia el sur es con el propósito de pasar el invierno en temperaturas más cálidas, alimentándose para luego regresar a las áreas de anidaje.

Distribución

Foto de Dmitry Mozzherin vía EOL

Esta ave anida a lo largo de la costa este de los Estados Unidos y Canadá. Está presente durante todo el año desde la costa de Carolina del Norte hasta Florida. Su distribución en invierno incluye el norte de México y las Antillas Mayores. Se considera un visitante raro en Puerto Rico, pero se ha observado en el suroeste de la isla.

Amenazas

El playero melódico era una especie abundante a lo largo de la costa atlántica de América, del Norte durante el siglo XIX. Sin embargo, la cacería excesiva para usar sus plumas para rellenar cojines casi lo hizo desaparecer. Luego de establecerse el Tratado de Aves Migratorias en 1918, su número aumentó y alcanzó un máximo en los años 1940. La presente reducción de su población se atribuye a proyectos de desarrollo que afectan la costa y el aumento en el uso recreativo de las playas, lo que ocasiona disturbios a los playeros que anidan en esas áreas. Dado que esta ave hace su nido sobre la arena de la playa, los huevos y polluelos están expuestos a ser destruidos por la presencia descontrola da de humanos, sus mascotas y los vehículos de campo traviesa utilizados para diversión. Censos recientes de la población del Atlántico indican que existen alrededor de 700 parejas.

Medidas de Conservación

El 10 de enero de 1986 el playero melódico fue designado como una especie amenazada e incluido en la lista federal de especies en peligro de extinción. En Puerto Rico debemos conservar los salitrales y lodazales costeros, como los que se encuentran en las áreas cercanas al Faro de Cabo Rojo, que son hábitat esencial para éste y otros playeros residentes y migratorios.

Esta información es adaptada de una hoja informativa publicada por el Fish and Wildlife Service.